FALTAN
Los Cabos B.C.S. a 15 de diciembre de 2016

42K…ilos

por
Por Federico Martínez

Maratón Los Cabos
@apunte1916
E
n el Maratón Los Cabos 2017 el tramo de ruta más peligroso está en diciembre. Las épocas navideñas ponen en serio riesgo la preparación de los corredores. Los kilómetros entrenados pueden convertirse solo en kilos. Las posadas y sus deliciosos platillos son una tentación casi ineludible hasta para el más deportista. Si usted es de los que no puede resistirse a los manjares de esta época, bienvenido al Maratón Los Cabos 42 K…ilos. La primera parada obligada en esta carrera que pone a prueba su paladar son los tacos de camarón capeados al estilo sudcaliforniano, servidos en una tradicional tortilla de harina recién calentada. Puede acompañarlos con lechuga, salsa mexicana, tomate y mayonesa. Ahora bien, si desea probar algo más conservador, los tacos de pescado también son una exquisitez de la región. La recomendación personal son los famosos ‘Tacos Rosy’ ubicados en el centro de San José Del Cabo. Tras esos primeros kilómetros, la carrera sube de intensidad cuando se pone ante ti el típico burro de machaca choyero. Acompañado de frijoles caseros, queso ranchero y café, se trata de una de las especialidades de la entidad. Los más atrevidos pueden ordenar el burro de marlin ahumado con zanahoria, lechuga y limón. Este y otros deliciosos platillos pueden probarse en el restaurante ‘Toro Güero’ en sus sucursales de Calle López Mateos en Cabo San Lucas o Calle Ildefonso Green en San José Del Cabo, o bien, en ‘La Garita’ ubicada sobre la Carretera a Todos Santos, kilómetro 29. La parte cumbre de este maratón culinario llega con los hot dogs. Aunque ésta parece una comida más propia de los Estados Unidos, los sudcalifornianos se han encargado de transformar los ‘perros calientes’ en una delicia local. Los llamados ‘jates’ se sirven con pan casero, salchicha asada longmont, tocino enrollado, cebolla y tomate. Mis preferidos son los de ‘El primo’ ubicados en el centro de San José sobre Calle Paseo del Pescador. Como toda buena competencia la carrera debe acabar con una buena hidratación. Para ello no hay nada mejor que probar una de las bebidas favoritas de los pobladores: los mojitos. Aunque su origen se encuentra en Cuba, en la península este coctel de ron, azúcar, limón, hierbabuena y agua mineralizada ha encontrado su lugar preferido. A la orilla de la playa esta refrescante preparación es una obligación. Recomiendo ampliamente los mojitos de ‘Jazz Tapas Bar’ en Plaza el Pescador, sobre el Paseo Malecón Zona Hotelera. La meta de este maratón es saborear la gastronomía sudcaliforniana y encontrar en ella un momento para disfrutar sus inigualables sabores. Déjese llevar por la cultura culinaria peninsular que le ofrece un recorrido maratónico de platillos. Después de todo, en el buen comer también hay ganadores.